Pláticas con Oficialía Para Colocar Sillas Frente a Hoteles

0
41
FN4A2699.JPG

*Es parte de un servicio, dice Manguart

*Carnaval Mazatlán 2005 estará a reventar

El carnaval de Mazatlán 2015 se anticipa de récord por los visitantes; vamos a estar al cien por ciento ese fin de semana y sobre los permisos para poner sillas en el Malecón sin costo alguno para nuestros huéspedes se negocia todavía con el Oficial Mayor, Salvador Reynosa Garzón, porque nosotros lo vemos con un plus, un servicio más para los turistas que lleguen de otros lados y no como lucro, dijo en la entrevista el presidente de la Asociación de Hoteles Tres Islas, José Ramón Manguart.

Abordado en el hotel Olas Altas Inn, el joven empresario, indicó que este carnaval del 2015 será una extraordinaria fiesta porque Raúl Rico, al frente del Instituto de Cultura del municipio, principal responsable de la organización, es una garantía y eso permite que año con año los visitantes se lleven un buen sabor del destino.

En estos momentos hay mucha gente que reserva hospedaje, creo que andamos ya en el 70 por ciento, pero sin duda que llegaremos al ciento por ciento para esas fechas del 13 al 17 de febrero.

Agregó que este año se tendrá un buen elenco artístico y creo que tendremos de nuevo cifras récord de turismo y de visitantes; en eso nos ayuda mucho la apertura de la autopista Mazatlán-Durango.

Interrogado de que ahora Oficialía Mayor no permitirá a particulares ni empresas que coloquen sillas y mesas y que sean rentadas a los que acudan a los desfiles, sobre todo porque el Ayuntamiento colocará gradas gratuitas para los turistas y los locales, Manguart apuntó que los hoteleros están en pláticas con esa dependencia con el argumento de que los hoteles del Malecón son patrocinadores del evento y que nos permitan colocar sillas frente a nuestros espacios para que los huéspedes puedan observar el paso del desfile.

Explicó que será parte de un servicio y sin cobro alguno; además son pocos los hoteles en Paseo del Mar. Dijo que en esta semana tendrán una respuesta del oficial mayor, Reynosa Garzón.