LOS MEJORES COLUMNISTAS DE MÉXICO. ENCONTRONAZO ENTRE LA CORTE Y AMLO.

0
153

RAYMUNDO RIVA PALACIO.

La Suprema Corte de Justicia suspendió la ley que recorta los salarios hasta resolver si viola o no los artículos 75 y 127 constitucionales, y López Obrador declaró que como ganan salarios “estratosféricos” no entienden la realidad, escondiendo que la Corte sólo revisa si la ley aprobada por el Legislativo, es legal. El choque avanza rápidamente. Los voceros del presidente en el Senado y el Congreso, Ricardo Monreal y Mario Delgado, afirman que no harán caso a la Corte, lo que llevará a un desacato. (EL Financiero. 10/12/2018)

 

FRANCISCO TREVIÑO GRANADOS.

Más de dos mil amparos se han interpuesto por personal del Poder Judicial ante la posibilidad de que sus sueldos sean rebajados, de acuerdo con la Ley Salarial que ya se aprobó en la Cámara de Diputados. Es fuerte el “choque” entre el Poder Ejecutivo representado por el Presidente de la República y el presidente de la Suprema Corte de Justicia, representado por Luis María AGUILAR. Dice AMLO que respetará la decisión que tome la Cámara de Diputados en cuanto al presupuesto para la SCJN, ¿pero si son afines? La moneda está en el aire, y los amparos se multiplican. (Diario el Zócalo. 11 de diciembre 2018)

 

OLGA CORDERO.

A propósito de la polémica suscitada por la Ley de Remuneraciones de los Servidores Públicos, la titular de la Secretaría de Gobernación (SG), Olga Sánchez Cordero, reconoció que este es un tema un poco complicado, porque tenemos una norma constitucional que protege a ministros y jueces. No es fácil que se les bajen los salarios, pero hay que dialogar con ellos, dijo.

En breve entrevista al término de la entrega del Premio Nacional de Derechos Humanos 2018, la funcionaria refirió lo comentado por dos diputados respecto de que la ley debe estar acorde con la Constitución federal, la cual en su artículo 94 protege las remuneraciones de jueces, magistrados y ministros, mientras estén en el desempeño de su encargo. (El Universal 2018)

 

CALOS MARÍN.

La embestida contra los servidores públicos de todo tipo de instituciones (incluido el Poli, y se sumarán las universidades autónomas) que ganan más de 108 mil pesos al mes arrecia peligrosamente. De tal magnitud es la confrontación que el senador por Morena Félix Salgado Macedonio lanzó la estulta amenaza de impulsar la disolución de la Suprema Corte de Justicia. “Si los ministros no aceptan ajustarse a la austeridad y quieren seguir viviendo como virreyes, habré de plantearle al presidente. Milenio. La hora de Sánchez Cordero. 11 diciembre 2018.

 

JULIO HERNÁNDEZ

Nunca antes, en la historia política moderna del país, jueces, magistrados y personal de juzgados y tribunales se sintió en necesidad de manifestar de manera organizada, nacional y pública, su oposición a determinadas medidas de la punta de la pirámide de los poderes mexicanos, el Ejecutivo federal. Por el contrario, históricamente el aparato judicial del país había vivido en una connivencia en ambos sentidos, con los dos ámbitos, el Ejecutivo y el Legislativo, en amasiato de intereses sabidos. El diferendo entre la Presidencia de la República, más la mayoría dominante de las cámaras legislativas, contra la élite del Poder Judicial, llegó ayer a la discusión sobre el monto de las percepciones de ciertos funcionarios, los cuales, según declaró Andrés Manuel López Obrador, alcanzarían hasta 600 mil pesos mensuales, a lo cual la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) respondió mediante un desmentido. (La Jornada. 11 de diciembre del 2018)

 

GIL GAMÉS.

Gil se disfrazó de Montesquieu y caminó sobre la duela de cedro blanco del amplísimo estudio. Arrastrando los pies, preguntó al viento: ¿Existe la división de poderes? En principio, sí. El ministro ha señalado que no se puede reducir el sueldo a los funcionarios y el Presupuesto de Egresos de 2019 tendrá que elaborarse en los mismos términos en que se hizo el de 2018 (Gil le intelige a estos áridos asuntos judiciales, Gilga se abraza a sí mismo). O sea, Pérez Dayán ha subrayado que el Poder Judicial no es de juguete. Un hurra para Pérez Dayán: ¡Hip, hip, hurraaa! Las vencidas se van a poner muy buenas. El presidente Liópez impuso su fuerza y reaccionó contra la Suprema Corte y se refirió a sus integrantes como deshonestos e insensibles. (Milenio. 10 de diciembre de 2018.

 

RICARDO MONREAL ÁVILA.

Las remuneraciones regulares de un juez de distrito se integran de la siguiente forma: sueldo tabular 192 mil 157 pesos, prestaciones de ley 34 mil 613, pago por riesgo 53 mil 695, seguros a la persona 5 mil 796, fondos de ahorro 25 mil 470, seguridad social 6 mil 442. Total mensual: 318 mil 173 pesos. Las percepciones de un magistrado de circuito son las siguientes: sueldo tabular 212 mil 340 pesos, prestaciones de ley 38 mil 425, pago por riesgo 60 mil 188, seguros a la persona 5 mil 945, fondos de ahorro 28 mil 369, seguridad social 6 mil 442. Total mensual: 351 mil 709 pesos. Además de estos ingresos fijos, los funcionarios judiciales federales cuentan con otras prestaciones y apoyos, derivados del rubro de Condiciones de Trabajo, que contempla servicios de comunicación móvil, gastos de alimentación, vales de gasolina y servicios médicos, por citar algunos, que sumados a las remuneraciones promedian los 4 millones de pesos anuales. Milenio. 11 de diciembre de 2018.