‘El Mencho’ crea su propio hospital en la comunidad de El Acíhuatl, Jalisco

0
121

Este lugar, conocido como El Hospitalito, se encuentra cerrado y en una aparente abandono; se localiza a 300 kilómetros del centro de Guadalajara, en la parte alta de la Sierra de Villa Purificación.

Jalisco.-

El centro de salud de la comunidad de El Acíhuatl, en el municipio de Villa Purificación, conocido por ser el refugio del líder del cártel Jalisco Nueva Generación, Nemesio Oseguera Cervantes, El Mencho, es operado por los Servicios de Salud estatales y “solo es para una emergencia, o piquete de alacrán” revelaron habitantes del lugar.

Después de un recorrido por el lugar, la parte exterior, que cuenta con 4 consultorios y 6 camas, además de otras tres áreas para diversas actividades.

Este lugar, conocido como El Hospitalito, se encuentra cerrado y en una aparente abandono; se localiza a 300 kilómetros del centro de Guadalajara, en la parte alta de la Sierra de Villa Purificación, una localidad en la que no habitan más de 100 personas.

La población está considerada como Tierra Caliente donde ni siquiera policías estatales y elementos de la Guardia Nacional ingresan, incluso, ellos mismos, recomiendan no ir si no es en un convoy numeroso.

​Para acceder a El Acíhuatl, se recorrió una brecha que conecta la cabecera municipal de Villa Purificación con los poblados de El Eko, El Carreón y finalmente, El Acíhuatl. El camino está plagado de obra pública; la intervención de mayor magnitud es la creación de una vialidad de concreto hidráulico, le siguen algunos puentes vehiculares de un solo carril.

Habitantes del Acíhuatl, declararon que ese centro de salud, en el que supuestamente recibió atención médica el líder del CJNG, fue remodelado en 2011, se trata de una construcción de 40 metros de frente por aproximadamente 20 metros de fondo, y aunque es operado por la estatal OPD Servicios de Salud, contrasta la magnitud del inmueble con el tamaño de población que atiende, y los servicios que proporciona.

“No tiene ni medicamentos ni nada, cualquier otra cosa que tenga uno, te mandan a Villa (Purificación)”, mencionó Pedro, que desde hace 30 años vive en esa población.

El centro de salud, según información de los pobladores, dispone únicamente de una doctora y una enfermera.

Enclavado en la parte alta de la sierra de Villa Purificación, este lugar parece destinado a convertirse en un elefante blanco, pues la reducida población disminuye con el paso de los meses porque los jóvenes deciden probar suerte en otra parte, “en el norte”, dicen los vecinos. Y si un tema aseguran desconocer es el del narcotráfico y todo lo que le envuelve.

Información por MILENIO