AMLO: ESTADO LAICO NO DEBE TOCARSE, ESO SE RESOLVIÓ DESDE JUÁREZ

0
32

El presidente señaló que la senadora Luévano es libre de presentar iniciativas, pero él no considera prudente tocar, en ningún sentido, la laicidad del Estado.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) dijo no estar de acuerdo con la iniciativa presentada por una senadora de Morena para acercar a la Iglesia con el Estado, aunque defendió el derecho de ésta a trabajar con autonomía.

Durante la conferencia matutina de este miércoles, el mandatario indicó que la legisladora Soledad Luévano tiene todo el derecho de presentar iniciativas a título personal, pero no considera conveniente modificar la laicidad del Estado.

“Ese tema no debe tocarse, lo digo con mucho respeto a la senadora, considero que eso ya está resuelto desde hace más de siglo y medio… creo que eso se resolvió, la separación de la Iglesia y el Estado, a Dios lo que es de Dios y al César lo que es del César.- AMLO Presidente de la República

¿QUÉ DICE LA INICIATIVA?

La senadora Luévano señaló en Twitter que la iniciativa no representa a todo el grupo parlamentario de Morena y, mucho menos, al Presidente de la República.

La morenista aseguró que su iniciativa no propone en ningún momento la desaparición del Estado laico y acusó a los medios de tergiversar sus palabras.

Con respeto, tolerancia y sin tabúes podemos trabajar juntos para que miles de asociaciones religiosas de nuestro país puedan ayudar a que México sea un país donde todo vivamos mejor. – Soledad Luévano

Senadora de Morena

El texto fundamenta sus propuestas en la libertad de culto que comprende el derecho a profesar cualquier creencia.

“Asociarse y reunirse pacíficamente con fines religiosos y manifestar opiniones fundadas en las propias convicciones religiosas y de conciencia sobre asuntos públicos y sociales”, es algo que se propone en la iniciativa.

También pide poder “expresar, y difundir sus creencias religiosas personalmente y a través de cualquier medio de comunicación”.

La iniciativa propone el derecho de objeción de conciencia por motivos religiosos de convicciones éticas y religiosas, es decir, que cualquier persona tendrá derecho a abstenerse de actuar, y que en los casos donde los objetores de conciencia sean trabajadores del Estado, será el gobierno quien garantice el goce pleno de los derechos de terceros.

Además, plantea poder participar individual o colectivamente, tanto en público como en privado, en las ceremonias, devociones o actos de culto propios de sus creencias, así como poder expresar y difundir las convicciones religiosas.

La morenista señala en la iniciativa que se permita prestar servicios voluntarios y contribuir con dinero o en especie al sostenimiento de cualquier asociación religiosa y poder “fundar, dirigir y promover obras de asistencia y promoción social” de carácter religioso.

Fuente: Reporte Indigo