A marchas forzadas, 7 entidades contratan más personal médico

0
53

Crisis en sector Salud. Algunas como Yucatán o Puebla ya analizan el regreso de trabajadores en riesgo o retirados.

A la batalla que enfrentan los servicios de salud por el alza en contagios, se suman la falta de personal médico y las ausencias por vulnerabilidad o cansancio, lo que ha obligado a siete estados contratar a marchas forzadas y hasta analizan el regreso de trabajadores en riesgo.

En Baja California Sur, la delegación del IMSS anunció la contratación de 40 enfermeras y 15 médicos, entre otros, para laborar en el Hospital de Expansión, que será habilitado en el Centro de Rehabilitación e Inclusión Infantil Teletón, en La Paz.

Yucatán también busca subsanar la falta de trabajadores contratando a médicos intensivistas, internistas y urgenciólogos, pues 18 por ciento de empleados en áreas médicas que enfrentan al virus han sido contagiados.

En tanto, otros 3 mil 171, pertenecientes a IMSS, Issste y estatales, dejaron de atender pacientes covid-19 por ser mayores de 60 años, tener afecciones de riesgo o crónicas o estar embarazadas; una parte de ellos retornará hasta el 1 de agosto.

En Durango, debido a su vulnerabilidad, alrededor de mil 200 sanitarios se ausentaron desde el inicio de la pandemia, por lo que hace un par de semanas las autoridades abrieron una convocatoria para contratar a 100 más.

En Jalisco se suman al déficit las horas extras que deben laborar para cubrir a compañeros retirados, por lo que buscan contratar a médicos generales y especialistas, enfermeras y jefes de servicio personal, con sueldos de hasta 39 mil pesos para el periodo del 15 de julio al 5 de agosto.

En Oaxaca, el gobierno quiere reclutar a más de 500 médicos, entre ellos neumólogos e internistas, y enfermeras adicionales, además de que ampliará la capacidad de camas en hospitales.

En Tamaulipas la Secretaría de Salud anunció el martes pasado la creación de 203 plazas para los hospitales de Reynosa, Altamira, Matamoros, Nuevo Laredo, Victoria, Mante y Tampico.

La situación es más preocupante en Puebla, donde las autoridades sanitarias analizan el retorno a los hospitales de personal adulto mayor, ya retirado.

Información por MILENIO