Los implantes mamarios podrían estar relacionados con otros tipos de cáncer: Alerta la FDA de EEUU

0
11

La Administración de Alimentos y Medicamentos norteamericano documentó el desarrollo de tumores en el tejido cicatricial que se forma alrededor de las prótesis

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) advirtió a las mujeres que tienen implantes mamarios o que están pensando en ponérselos que ciertos cánceres pueden desarrollarse en el tejido cicatricial que se forma alrededor de los implantes.

Según detalla The New York Times, los cánceres parecen ser poco frecuentes, pero se han relacionado con implantes de todo tipo, incluidos los de superficie texturizada y lisa, y los rellenos de solución salina o silicona.

Los científicos ya habían relacionado un cáncer inusual llamado linfoma anaplásico de células grandes principalmente con los implantes texturizados, cuyos exteriores rugosos presumiblemente causan más inflamación que los de los implantes lisos. Pero la nueva advertencia hace foco sobre otro cáncer, llamado carcinoma de células escamosas, y también sobre otros tipos de linfoma que pueden estar relacionados con los implantes.

Si bien la FDA solo documentó 20 casos de carcinoma, y menos de 30 casos de linfomas inesperados en la cápsula que rodea el implante mamario, afirmó que -dada la historia de los implantes y su uso generalizado- la preocupación estaba justificada.

La FDA aclaró que las mujeres con implantes mamarios no tienen que alterar su monitoreo médico, sino simplemente estar atentas a los posibles síntomas que incluyen inflamación, bultos o cambios en la piel.

Aunque los linfomas y otros cánceres en la zona que rodea al implante pueden ser poco frecuentes, “los proveedores de atención sanitaria y las personas que tienen o están considerando la posibilidad de tener implantes mamarios deben ser conscientes de que se han notificado casos a la FDA”, advirtió la agencia.

En un año normal, unas 400.000 mujeres se ponen implantes mamarios en Estados Unidos, 300.000 por motivos estéticos y 100.000 para la reconstrucción tras mastectomías realizadas para tratar o prevenir el cáncer de mama.

El año pasado, agrega el NYT,  la FDA colocó las denominadas etiquetas de recuadro negro en los implantes mamarios, advirtiendo de que se habían relacionado con una serie de enfermedades crónicas, como enfermedades autoinmunes, dolores articulares, confusión mental, dolores musculares y fatiga crónica, así como con el linfoma.

Alertaron, además, que entre las personas con mayor riesgo de desarrollar enfermedades posteriores se encuentran las pacientes con cáncer de mama que se han sometido o tienen previsto someterse a tratamientos de quimioterapia o radioterapia, y que representan un gran porcentaje de las mujeres a las que se anima a someterse a una reconstrucción mamaria con implantes.

Las fumadoras y las mujeres que padecen lupus o diabetes también corren un mayor riesgo de sufrir complicaciones, según la FDA.

Los posibles síntomas que incluyen inflamación, bultos o cambios en la piel (Shutterstock)Los posibles síntomas que incluyen inflamación, bultos o cambios en la piel (Shutterstock)

Las recomendaciones de la FDA para las personas que tienen o están considerando los implantes mamarios:

-Infórmese sobre los riesgos y beneficios de los implantes mamarios.

-Si tiene implantes mamarios, no es necesario que cambie su atención médica rutinaria ni su seguimiento.

-Tenga en cuenta que se han notificado casos de carcinoma de células escamosas (CCE) y diversos linfomas en la cápsula que rodea el implante mamario.

-Controle sus implantes mamarios mientras los tenga. Si nota algún cambio anormal en sus mamas o implantes, hable rápidamente con su cirujano o proveedor de atención médica.

-Si no tiene síntomas, la FDA no recomienda la retirada de los implantes mamarios.