Sin Línea

0
122

*México, Futuro Incierto
*Imprudente e Inoportuno el Moreno
*Reaparece el Alcalde Benítez

MÉXICO, FUTURO INCIERTO
Ayer en este mismo espacio dudábamos del regreso natural a una normalidad, a una cotidianidad, pero la pandemia que ha horrorizado al mundo por el alto número de personas fallecidas, no sólo a México, a Sinaloa y Mazatlán, trae aún muchas consecuencias impredecibles.
Muchos creímos que esta “gripe” conocida como el COVID-19 pasaría en menos de dos meses y que algunos cientos de muertos y la pérdida de negocios y miles de empleos sería una factura pagable y resarcible también en el corto plazo de este año, pero no, el costo que viene es mucho mayor en los ámbitos de la salud, la economía, lo político y lo social, sobre todo por el comportamiento humano. Cuatro rubros que asemejan los “jinetes del Apocalipsis”.
En la salud, las muertes y los infectados se siguen dando todos los días en México, en muchas ciudades del país, que ya sienten rebasada la infraestructura médica para atender a estos contagiados con olvido de los enfermos por otros problemas, también graves como los cardiovasculares y que, al morir alguien, lo meten en el mismo saco del coronavirus chino.
Tan sólo en la ciudad orgullo del Presidente de la República pese a que no nació allí, “México, la Ciudad de la Esperanza, hay al menos 4 mil 577 actas de defunción en las que se asienta que la causa confirmada o probable de esas muertes fue Covid-19, una cifra tres veces más alta a la que ha reportado el gobierno capitalino.
En este punto no sólo entra el problema de la salud de personas que murieron, sino otros cientos o miles de infectados graves, sino también el desgaste de una gobernante en los zapatos de Claudia Sheinbaum, la protegida de López Obrador, que mintió. El propio Presidente de la República con actitud irresponsable que al principio de la pandemia no quería dejar los actos públicos, mítines y concentraciones donde quizás hubo muchos contagios.
En el campo de la salud, los mejores virólogos del mundo aún se encuentran pasmados por la agresividad y la letalidad de este coronavirus y también porque no encuentran todavía la vacuna que frene y mate al bicho. Los contagios siguen y los rebrotes con mayor peligro, incluso en la propia China.
En la economía los estragos no se digan con la pérdida de miles de empresas pequeñas y medianas que han dejado en el desempleo a otros miles de mexicanos; las remesas de divisas de los Estados Unidos también empiezan a escasear.
En la reactivación económica del país, las grandes empresas, mucho menos las pequeñas no pueden solas y las políticas del Presidente de la República no han sido las satisfactorias con programas emergentes para salvar los empleos. Ello provoca desconfianza en el gobierno y también la credibilidad en su autoridad. Lo mismo sucedes en los gobiernos de los estados y en los municipales por el “efecto dominó”.
En el problema social, la situación también es preocupante desde la incertidumbre de miles de empleos formales e informales perdidos que no generan un sustento familiar y que el hambre y las necesidades aprietan a miles de hogares mexicanos. La “cuarentena”, confinamiento o encierro obligado, ha provocado violencia intrafamiliar e incredulidad en muchas formas del comportamiento humano como el hacer grandes fiestas en plenos contagios o hacer filas y hasta “campamentos” para esperar el levantamiento de la “ley seca”.
México, como país, parece que enfrenta un futuro incierto con los que pueden ser sus “cuatro jinetes del Apocalipsis”: la salud, la economía, la política y lo social.
INOPORTUNO EL LÍDER DE MORENA
Luego de que el Presidente de la República le dio un “zape” al dirigente provisional de Morena, Alfonso Ramírez Cuéllar, por imprudente después de la ola de inquietudes levantada en buena parte de la sociedad y el sector del dinero en México con una propuesta que pretende obligue a INEGI a investigar montos y fortunas de los ricos más ricos en México y de pasada a los jodidos trabajadores y obreros “en sus patrimonios” a fin de disminuir la desigualdad, ahora fue el senador de Morena y presidente del Senado, Ricardo Monreal, quien le dio un “coscorrón” al diputado con licencia.

El Senador zacatecano dijo textual: “En el Senado de la República actuaremos con precaución y prudencia en temas que polarizan a la población, así que no es momento para ampliar las facultades al Instituto Nacional de Estadística y Geografía para convertirlo en un organismo fiscalizador”, subrayó.

Monreal reiteró además que en el Senado no existe ninguna iniciativa para medir la desigualdad y la concentración de la riqueza o ampliar las facultades del INEGI y del Servicio de Administración Tributaria.

REAPARECE EL ALCALDE BENÍTEZ
Para disipar algunas dudas sobre su salud y el ejercicio de gobierno, luego del contagio del COVID 19, el alcalde de Mazatlán, Luis Guillermo Benítez Torres, finalmente reapareció a través de un video editado en sus oficinas personales de su casa, y dijo que está convaleciente, pero muy bien y pendiente del ejercicio de gobierno; “de hecho estamos trabajando”, agregó al tiempo de firmar un documento.
Dijo que la obra y los servicios públicos “van de maravilla en Mazatlán” y que gracias a las benditas redes sociales se puede comunicar con su equipo de trabajo y sus amigos, así como dar las instrucciones necesarias para que camine la administración porteña.
Agradeció a Dios por su salud y la de su esposa (Gaby Peña Chico), a quienes se preocupan por ellos y al final del video, de menos de un minuto, pareció que se le quebró la voz al munícipe mazatleco.
Por la mañana el secretario del Ayuntamiento, “Pepe Chuy” Flores Segura, había dicho que el alcalde Benítez Torres daría a conocer un comunicado sobre su buena salud y de su disposición de estar ejerciendo el gobierno en la ciudad y puerto.
Hace unos días, al término de una sesión de Cabildo Municipal, la Síndico Procuradora, Elsa Bojórquez Mascareño, dijo que el químico Benítez Torres podría ejercer su mandato desde su casa, siempre y cuando se hicieran algunas consideraciones entre regidores porteños.