Sin Línea

0
109

*Evo, asilado incómodo
*Otra mentira más del químico
*Que no venía preparado

EVO, ASILADO INCÓMODO
Muchas voces condenaron que el gobierno de López Obrador haya dado asilo a Evo Morales, personaje humilde de izquierda, pero que a lo largo de tres reelecciones presidenciales en Bolivia, ya se le consideraba un dictador latinoamericano.

Incluso, que el “Golpe de Estado” que le habían anunciado fue un engaño para darle una “salida digna”, a través de la renuncia a Evo como presidente de ese país por cuarta ocasión y después de unas elecciones bajo el estigma de fraudulentas.

Así, Evo Morales ya está en suelo mexicano, luego que el Presidente de México le dio asilo y hasta le mando un avión de la Fuerza Aérea mexicana. El ex Presidente de Bolivia, Evo Morales, llegó la mañana de este martes a México en un avión de la Fuerza Aérea Mexicana.

Tras aterrizar en la Ciudad de México, Evo Morales ofreció una breve conferencia de prensa en la que agradeció  al presidente mexicano por haberle salvado la “vida” con su decisión de darle asilo político en su país, tras la crisis desatada en Bolivia por las denuncias de fraude electoral.

Aseguró que tras los comicios del pasado 20 de octubre se comenzó a orquestar un golpe de Estado en contra de su gobierno, mismo al que se sumó la policía nacional; además, dijo que fueron quemadas papeletas electorales.

Expresó que la renuncia de varios de sus funcionarios no fue por voluntad propia, sino por amenazas a sus familias e incluso a algunos les fueron quemadas sus casas, a otros como a él y a su hermana le saquearon sus hogares.

OTRA MENTIRA MÁS DEL QUÍMICO
No pasaron ni las 24 horas cuando el gobierno de Quirino Ordaz Coppel, a través del secretario de Obras Públicas, Osvaldo López Ángulo, le volvió a tapar la boca al químico y luego de que el alcalde porteño dijera en conferencia de prensa este “Lunes Cívico” que el Gobierno del Estado no había aportado ninguna obra pública para Mazatlán, tal vez dijo con ironía la de la Avenida Atlántico.
Pero esta mañana y también en conferencia de prensa, López Ángulo dijo que en este 2019 se invierten más de 2 mil 360 millones de pesos en Mazatlán para realizar alrededor de 50 obras, muchas ya terminadas.
Y para rematar las mentiras del alcalde mazatleco, el funcionario adelantó que vienen otras obras importantes están por iniciarse como la rehabilitación de la Avenida Rafael Buelna, la segunda etapa del estadio de fútbol, instalación de agua potable y drenaje en Barrón, rehabilitación del colector “Roosvelt” en la Avenida Miguel Alemán y más revestimiento en el arroyo Jabalines.

QUE NO VENÍA PREPARADO
Es de mencionar que la conferencia de prensa anunciada por el gobierno de Sinaloa con el secretario López Ángulo fue para hablar de las obras públicas en el marco del III Informe de Gobierno que el próximo mes presentará el gobierno de Quirino Ordaz Coppel, pero desde un principio y a las preguntas de los reporteros el funcionario que “no venía preparado para eso” sacó todo el expediente de miles de millones de pesos invertidos en estos años en Mazatlán, en particular en el 2019 al que se refirió sobre todo el alcalde Benítez Torres.
López Ángulo de entrada dijo que el gobierno del estado trabaja fuerte en la obra pública de los 18 municipios, sin banderas políticas, y que van más de mil 300 pavimentaciones en todo el estado con más de 17 mil millones de pesos invertidos; luego obra de la instalación de infraestructura de agua potable y drenaje y casi de inmediato el funcionario, a preguntas, se fue con el caso concreto de las obras públicas en Mazatlán.
Así dijo que se gastan 40 millones de pesos en la Avenida Atlántico que va a comunicar otras avenidas hacia la zona turística de Cerritos; también las calles del Centro, como la Benito Juárez se rehabilita; y se trabajó en las calle Juan Capistrano y Salvatierra.
En El Quelite y El Recodo se rehabilitaron calles y en la ciudad de Mazatlán se reencarpetaron calles con más de 30 millones de pesos en inversiones.
El funcionario afirmó que en agua potable y drenaje se trabaja en las Plantas de Urías 1 y 2 y líneas derivadoras en donde se invierten más de 420 millones de pesos. Aquí, aclaró, hay una mezcla de recursos estatal y federal. Habló del revestimiento del arroyo Urías que es una obra de cien millones de pesos.
Se invirtió en el estadio de béisbol de los Venados de Mazatlán, se instala la techumbre de la Alberca Olímpica; en el estadio de fútbol se invierten más de 135 millones de pesos; en el Parque Central y el Acuario se invierten recursos y en el Centro Cultural de Innovación; hubo rehabilitación del Fuerte 31 de Marzo; se terminó el adoquinamiento del Paseo Claussen.
Creo que después de este revés, es mejor que el químico se quede calladito que se ve más bonito y piense antes de atacar sin fundamento al gobierno estatal que durante un año ha sido paciente de su mediocridad. ¡Cuidado alcalde! con el síndrome de la paloma.