No Hay Pactos Malos; Sinaloa Avanza en Política

0
20
IMG_2368.JPG

*Dejar de lado colores en esos casos: Roberto Osuna

*Acuerdo con madurez y no de fragilidad: La Paquis

No hay pactos malos, sobre todo cuando son acuerdos para un bien común de la sociedad, dijo la diputada federal del PRI, Francisca Corrales, “La Paquis”, mientras que Roberto Osuna, ex dirigente del PAN municipal, señaló que en un pacto se deben dejar de lado colores y no firmarlo para “quedar bien con el Presidente de la República, el gobernador o el alcalde, sino para el bienestar de las personas”.

Ambos políticos opinaron de esta manera sobre el Pacto por Sinaloa, signado el jueves entre el gobernador Mario López Valdez y los líderes de los principales partidos en el estado y darle viabilidad a las reformas políticas federales, aprobadas en el Congreso de la Unión.

El panista Osuna y coordinador de los regidores del blanquiazul en el Cabildo Municipal dijo que para él “todos los pactos son buenos cuando llevan una buena intención, pero hoy los ciudadanos poco creen en los partidos y más cuando a nivel nacional se firma un acuerdo y no se respeta; hay que tener la madurez política para que ya firmado el pacto se cumpla y no hacer las cosas por moda”.

Roberto Osuna puso el ejemplo del caso de un dirigente de un partido que debe hacer cosas buenas para que la gente y la militancia les crea; la mayoría de los ciudadanos “no creen en los institutos políticos porque hay muchas cosas que no se cumplen y en el plano nacional al presidente Enrique Peña Nieto en un principio le salieron bien las cosas, pero después no porque empezaron a darse negociaciones en lo oscurito y se rompió el pacto”.

En ese tipo de pactos se debe dejar de lados los colores de partido o pretender quedar bien con el Presidente de la República, el gobernador o el presidente municipal, hay que hacer pactos por el bienestar de los ciudadanos, enfatizó.

Por su lado, La Paquis Corrales indicó que no hay pacto malo y que el firmado el jueves refleja la civilidad política en que deben vivir los partidos y cogobernar con la autoridad local. “Los pactos se deben hacer con madurez para que no se rompan con mucha fragilidad”, apuntó.