Marx, Chávez y Bolívar

0
29
60257hugo-chavez-5.jpg

Hace nueve años el escritor marxista británico y activista de la revolución venezolana, Alan Woods, al narrar su encuentro con el entonces presidente Hugo Chávez, nos informó: “Me dijo que no era un marxista porque no había leído suficientes libros marxistas. Pero ahora los está leyendo”

Chávez había dicho: “Si Bolívar viviera hoy sería socialista”. ¿Deveras?

El desprecio de Marx

Si Chávez siguó leyendo a Marx, quizá se enteró del profundo desprecio que éste sentía por Simón Bolívar. Pues lo menos que decía del héroe es que era un corrupto y cobarde dictador.

Charles Dana, editor de la New American Encyclopedia, le pidió a Marx un artículo sobre Simón Bolívar. Pero el texto que le envió le pareció tan lleno de prejuicios contra el Libertador, que Dana se negó a publicarlo y le pidió a Marx que escribiera una versión más objetiva.

Simón Bolívar

Entonces Marx, en carta fechada el 14 de Febrero de 1854, le comunicó a Engels su indignación ante la osadía de Dana:

“Admito que en el artículo sobre Bolívar he abandonado un poco el tono enciclopédico”, escribió, “pero tolerar que este canalla, cobarde, vulgar y miserable bribón gesticule como si fuera Napoleón I, es algo más que absurdo. Bolívar es un verdadero Souluque” (se refiere a Faustin Elie Soulonque I, que se hizo proclamar emperador de Haití, para imitar a Bonaparte, y rigió Haití de 1849 a 1859).

Corrupto, cobarde y traidor

El artículo finalmente se publicó, algo suavizado, en el tomo III de The New American Cyclopedia, donde Marx pinta a Bolívar como un dictador corrompido, cobarde y traidor, que convocó al Congreso de Panamá no para unir pueblos sino para extender su dictadura.

Dice, también, entre otras cosas: “Bolívar se proclamó Dictador y Libertador de las Provincias Occidentales de Venezuela, creó la “Orden del Libertador”, formó un cuerpo de tropas escogidas a las que denominó guardia de corps y se rodeó de la pompa propia de una corte. Pero, como casi todos sus compatriotas, era incapaz de mantener un esfuerzo prolongado y su dictadura pasó a ser una anarquía militar en la cual se dejaban los asuntos importantes en manos de favoritos quienes dilapidaron las finanzas del país”.