LLOVERÁ POR DOS DÍAS MÁS

0
59
PROTECCION CIVIL 3.jpg

Manuel podría golpear en Altata; analizan nueva suspensión de clases

Manuel, la depresión tropical que amenaza a la región desde hace dos días, ha generado en Mazatlán lluvias por encima de lo esperado, aunque por fortuna de manera intermitente, de suerte que no hay inundaciones ni desbordamientos graves. De todos modos, se pronostican posibilidades de lluvias constantes para dos días más, por lo que el Consejo Municipal de Protección Civil analizará esta noche si se suspenden nuevamente las clases, como ocurrió este martes.

En la segunda sesión del consejo se informó que a pesar de los 170 milímetros de lluvia que se registraron entre la noche de ayer y la mañana de hoy, ninguna colonia resultó afectada y aunque hubo algunos desbordamientos en el Arroyo de Jabalines y en la colonia López Mateos, no se inundaron casas ni hubo necesidad de evacuar a nadie.

Los cuerpos de socorro se han mantenido alerta y se ha divulgado toda la información de carácter meteorológico de que se ha dispuesto, aunque por la naturaleza de “Manuel”, ha llegado a ser en ocasiones contradictoria.

Lo más trascendente durante la madrugada fue que el fenómeno meteorológico se mantuvo en condición estacionaria durante varias horas, lo que tenía en serio riesgo al sur de Sinaloa, a pesar de que los modelos matemáticos del Servicio Meteorológico Nacional hacían prever una trayectoria hacia la Península de Baja California.

Este mediodía sin embargo, el gobierno del estado advirtió que Manuel podría dirigirse hacia un las costas de Altata, en la costa del municipio de Navolato, por lo que la Coordinación Estatal de Protección Civil empezó a tomar precauciones mediante la ubicación de zonas de mayor riesgo e identificación de los refugios temporales más apropiados para el área.

Otras informaciones marcan que Manuel se fortalecerá esta tarde para convertirse de nuevo en tormenta tropical y se dirigirá a la península de Baja California, por los rumbos de la ciudad de La Paz, incluso después de haber impactado tangencialmente en el centro de Sinaloa.

La suspensión de clases durante este martes abarcó a ocho municipios costeros de Sinaloa: Escuinapa, Rosario, Mazatlán, San Ignacio, Cosalá, Culiacán, Navolato, y Angostura, además de Concordia y Cosalá, que estaban dentro del perímetro de afectación por lluvias intensas.