GRACIAS, TRUHANES.

0
35
oruzhfactory_01.jpg

MARCELINO PERELLÓ

Menos mal que hay delincuencia, organizada o no, en el mundo entero.

Si no fuera por infractores y criminales de toda ralea,

se quedaría sin chamba una legión multitudinaria.

 

Menos mal que hay delincuencia organizada en México. Así hay algo organizado en este país. Pero más allá, menos mal que hay delincuencia, organizada o no, en el mundo entero.

Si no fuera por infractores, ladrones, maleantes y criminales de toda ralea, quedarías sin chamba una legión multitudinaria, con las resultantes penosas consecuencias sobre sus familias y la sociedad entera.

Jueces, ministerios públicos y abogados, y secretarios y secretarias de unos y otros. Jefes, secretarios y ministros de seguridad pública, junto con el personal de las secretarías y ministerios correspondientes. Las telefonistas del 060 y del 080.

PERO NO SÓLO….

Fabricantes de cerraduras y candados, con llave o combinación, cerrajeros, herreros fabricantes de rejas, verjas y barrotes, empresas de alarmas, domésticas, comerciales y automovilísticas, constructores de puertas, ventanas y bisagras, instaladores de seguros, manuales y automáticos en las puertas de los coches, casas o comercios. Compañías de mecanismos de apertura de ventanillas, puertas y portones con mando a distancia.

Productores de interfones y de chapas eléctricas, instaladores de verjas electrificadas, constructores de barreras levadizas para residencias o complejos habitacionales. Proveedores de broches y zippers para bolsos y carteras. Constructores y distribuidores de lámparas infrarrojas, confeccionadores de máscaras y pasamontañas, usados por delincuentes y policías.

Policías y guardias privados, patrulleros y judiciales. Guardias rurales, forestales y costeros, guardiamarinas, vigilantes en grandes comercios y en conciertos masivos, guardaespaldas. Funcionarios de prisiones, carceleros y custodios, agentes aduanales. Mecapaleros y macheteros especializados en desahucios.

PERO AÚN HAY MÁS

Fabricantes de armas y municiones, de gorras, cascos y botas exclusivos de la policía, de chalecos antibalas. Productores de vidrios blindados y polarizados. Proveedores de sprays cegadores y de pistolas de electrocución. Confeccionadores de esposas, lazos plásticos inquebrantables, cadenas, capuchas, grilletes y blackberries.

Empleados de compañías de seguros contra robo, asalto o secuestro, proveedores de sirenas y torretas, fabricantes de vehículos blindados, para el uso personal o para el transporte de valores. Fabricantes de cajas fuertes, empresas de cámaras de seguridad de circuito cerrado y en conexión con la policía. Empresas de dispositivos de vigilancia satelital.

Manufacturadores de detectores de metales, fijos y manuales, empresas de dispositivos magnéticos en los almacenes de autoservicio, fabricantes de placas para coche y de placas metálicas para agentes uniformados y en civil.

Proveedores de redes de intercomunicación radio. Sastres de uniformes policiacos y de prisioneros.

LA LISTA CONTINÚA.

Fabricantes de radares viales y alcoholímetros, trabajadores en factorías de grúas, “patines” y “zapatos” para vehículos mal estacionados. Proveedores de artefactos reconocedores de firmas, manuales o electrónicas. Confeccionadores de tarjetas de crédito y de dispositivos electrónicos, fijos y portátiles, para su lectura. Constructores de cajeros automáticos y verificadores. Fabricantes e instaladores de chips subcutáneos, con GPS integrado, para mascotas y humanos. Ingenieros en iluminación nocturna, fija o intermitente, fotosensible. Fabricantes y aplicadores del rayo láser con propósitos de control,

Médicos forenses y legistas. Médicos antidoping. Profesores, capacitadores y personal administrativo de las academias públicas y privadas, para policías, guardias y acompañantes de seguridad. Criadores y entrenadores de perros policía, de guardia y husmeadores. Criminólogos, que incluyen expertos en reconocimiento de huellas dactilares, rasgos faciales y voces, analistas de ADN, sicólogos criminalistas.

Escritores y editores de novela negra y de terror. Reporteros y fotógrafos de nota roja, periódicos amarillistas, impresores de credenciales y documentos de identificación, con fotografía, huella digital y del iris integradas. Enmicadores. Trabajadores en la Casa de Moneda, impresores de billetes, en plástico semiflexible o rag de trama fina, con marca de agua y banda magnética, y acuñadores del metal moneda.

LISTA DE VUELVE INTERMINABLE.

Tribunales electorales, Inspectores, auditores, verificadores de todo tipo.Notarios. La policía cibernética y los creadores de antivirus. El contraespionaje y la contrainteligencia. Los centinelas de los huevos de tortuga.

Conserjes, porteros, veladores, franeleros, brigadas contra la alteración de contadores de la CFE y de Conagua. Vigilantes sanitarios. Empleados de la Procuraduría en Defensa del Menor y de la Familia, de la Profeco, de la Prodeco, de la Profepa. Empresas compradoras de deuda y persecución de morosos, laboratorios de establecimiento de paternidad.

Verdugos, proveedores de sillas eléctricas, horcas, laboratorios de tiopentato sódico, los damasquinos y artesanos de cuchillas y hachas de ejecución y mutilación. Los funcionarios y visitadores de las Comisiones de Derechos Humanos. Los interrogadores y torturadores. Los médicos y taquidactilógrafas que asisten a los torturadores. Los soplones e infiltrados.

LOS GOBIERNOS, LOS PARLAMENTOS Y LAS CORTES SUPREMAS.

En nombre de todos ellos, millones y millones de personas honorables que les deben la pertinencia y la subsistencia, gracias, muchas gracias, hampones y truhanes.

bruixa@prodigy.net.mx