EN LA GRILLA

0
48
normal_1379971336.jpg

*Mañana empiezan a aplicar el Cupón Cero

*Nos visitan titulares de Sagarpa y SCT

*Quieren dinero del Fonden sin estado de emergencia

FRANCISCO CHIQUETE

Oportuno, como los vaqueros, llegó el crédito de cupón cero. Justo cuando se había dado el banderazo para la sala de nueva justicia penal, pero sobre todo cuando se requiere de la reparación de carreteras, Banobras dio a conocer su disposición para que el trámite crediticio del gobierno sinaloense pudiese salir adelante.

Aun cuando prosperen las gestiones ante el Fonden para conseguir dos mil doscientos setenta y ocho millones de pesos en que fueron tasados los daños causados a Sinaloa por Manuel, tanto el gobierno estatal como los municipios correspondientes deberán aportar sus respectivos porcentajes para que la mezcla de recursos funcionen, de modo que un proyecto que ya estaba en marcha, termina convertido en una solución a nuevos problemas que además deben ser resueltos de la misma manera en que se atenderían los anteriores, en la misma red carretera.

El asunto del Cupón Cero estaba detenido porque al autorizar su contratación, el Congreso del Estado puso como límite una tasa de interés del 8.5 por ciento, que en esos momentos era la normal. Pero hete ahí que se viene la bronca financiera del país y se disparan las tasas, dejando a Sinaloa fuera de esa posibilidad.

Ayer el gobernador explicó que Banobras renunció a la sobretasa que aplica a los créditos que otorga, lo que permitió formalizar el crédito con un rango de interés del 8.5 por ciento, precisamente, de modo que queda dentro de las especificaciones establecidas por el Congreso.

Pero hubo en su explicación algo más llamativo que los detalles técnicos sobre costos y distribución de los recursos: “para evitar el uso indiscriminado de los recursos, este crédito va muy bien especificado: desde con quién se contrata, a qué tasa, a qué plazos y para qué obras será canalizado”.

Sin mencionarlo, se estaba refiriendo al escándalo de los mil millones de pesos que a fines del año pasado fueron utilizados como crédito puente para cubrir el cierre del ejercicio fiscal, especialmente para gasto corriente que incluía aguinaldos, proveedores y otros rubros que por supuesto, no estaban contemplados en la exposición de motivos con que fue autorizado el megacrédito.

EVALUACIONES

Hoy martes estarán aquí los secretarios de Comunicaciones y Transportes y de Agricultura, quienes vienen a evaluar junto conb el gobernador los daños causados por la tormenta tropical o huracán que bajo ambas denominaciones golpeó a nuestro territorio. De manera inmediata empiezan a cumplirse los compromisos anunciados por el presidente Enrique Peña Nieto, tras su visita a la entidad el pasado domingo.

Por cierto que sus expresiones dejaron algunas dudas, sobre todo aquella de que los doce mil millones del Fonden serán insuficientes para atender todas las necesidades que está presentando el país tras los embates de la naturaleza. Por ello será muy positivo que la burocracia federal se mueva cuanto antes, que bajo la vigilancia y coordinación de los jefes de áreas se hagan los trabajos de análisis inmediatos y se establezcan los apoyos que sean necesarios y por supuesto, los que pasen las reglas de operación del propio Fondo Nacional de Desastres.

TÚ PÍDELE AL FONDEN

A partir de los acontecimientos del jueves de la semana pasada, todos los políticos parecen estar en la sintonía de pedirle al Fonden. Ski no te dan, al menos ya tienes a quién derivarle las responsabilidades de carencias e insuficiencias.

El ejemplo más acabado es el del ayuntamiento de Mazatlán, cuyo director de Obras Públicas dice que se necesitan más de cuatro y medio millones de pesos para reparar los problemas que dejó la tormenta tropical Manuel en las calles de nuestra ciudad, cantidad que se aplicaría en un programa especial de bacheo.

Muy buena idea y muy cierta la necesidad, pero ¿alguien en Mazatlán puede ofrecer su testimonio de que en efecto, las calles están rotas y llenas de hoyancos a causa de Manuel, o que entraron en su etapa más grave precisamente ese día de lluvias incontenibles?

Los vecinos de la calle Teniente Azueta tienen meses y más meses clamando porque alguien acuda a echarle, si no concreto o asfalto, tierrita o aunque sea un ojo a los enormes baches que tapizan esa vialidad entre la Melchor Ocampo y la avenida Zaragoza.

Es cierto que en varias avenidas el asfalto desapareció dejando grandes lunares de los que no hay escapatoria, para desgracia de automovilistas y de usuarios del transporte público, pero buena parte del daño proviene de antes del diluvio que nos arrojó Manuel.

El bacheo no es lo único. También el gerente de la Junta Municipal de agua Potable y Alcantarillado de Mazatlán, Carlos Venegas Arreola tuvo a bien explicar ayer que los malos olores que afectan a muchas calles y colonias de Mazatlán se deben a que las lluvias generadas por Manuel destrozaron al drenaje, y hacen falta casi trece millones de pesos para repararlo.

No era gratuita la explicación,. Ayer, vecinos del centro de la ciudad bloquearon la circulación de vehículos en el crucero de Guillermo Nelson y Simón Bolivar, tratando de llamar la atención de las autoridades, pues están hartos de los malos olores que despiden las alcantarillas, como ha ocrrido en la colonia Juárez, en el Fraccionamiento Flamingos y en muchos otros puntos.

Es cierto que aquí no existe el drenaje pluvial y por ello las aguas llovedizas van a dar directo al drenaje sanitario de la ciudad, que es insuficiente para conducir semejantes caudales, sobre todo cuando son tan abundantes, como lo fueron la semana pasada. Pero la destrucción de las líneas principales, colectores y otras partes del drenaje viene desde mucho tiempo atrás de la tristemente célebre tormenta.

Por eso se pregunta uno cómo es posible que alguien tan enterado como el alcalde Alejandro Higuera Osuna, y sus empleados que se supone deben ser unas chuchas cuerereras, porque ni Tito Loreto ni Carlos Venegas llegaron ayer a sus puestos, pretendan sacar el dinero de las arcas del Fonden, o que con esa explicación quieran conformar a la gente, cuando saben perfectamente que Mazatlán no entró a la declaratoria de emergencia, cuando ésta es condición indispensable para tener acceso a esos recursos.

LES GANÓ EL JALÓN

Quizá porque los gobernantes sinaloenses están en la agobiante tarea de enfrentar los resultados del paso del huracán por nuestras tierras, pero el caso es que el rector de la Universidad Autónoma de Sinaloa, Juan Eulogio Guerra Liera, les ganó el jalón del recorrido por las bancadas de diputados federales enb busca de un respaldo serio para la obtención de recursos federales.

En esta ocasión Guerra Liera trae un caso mucho más pesado: lograr recursos para subsanar el déficit presupuestal de mil quinientos millones de pesos que agonía a la máxima casa de estudios de la entidad, además de garantizar un buen presupuesto para el año próximo.,

Ayer le tocó a la bancada del PAN, que por supuesto, le ofreció el cielo y las estrellas. Hoy que están fuera del gobierno, los legisladores panistas pueden hasta cumplir con una promesa como la de exigir más recursos, superando los límites o “sugerencias!” que en ese renglón pongan los muchachitos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público,. Situación diferentes a la que prevaleció todavía el año pasado, cuando la bancada de Acción Nacional tenía la obligación de acatar sin el menor reparo los términos en que el equipo financiero de Felipe Calderón enviara el presupuesto.

Qué bueno por la Universidad Autónoma de Sinaloa que se le planteen estos compromisos y mejor aún que le logren cumplir, pues hay que recordar que no queda sólo por los diputados, Muchas veces los señores de Hacienda llevan posiciones inamovibles qyue termninban por derrotar a la mejor de las intenciones.