DESDE EL BURLADERO.

0
58
predial2.jpg

CATASTRO EL ÚNICO BENEFICIADO CON EL DESORDEN.
– Cobra doble, agrede los derechos ciudadanos e incurre en la ilegalidad.
– Los deméritos es un derecho al que no sabe acceder la ciudadanía.
Alfredo Ramírez.
Para el día de hoy está programada la firma de un convenio de colaboración entre el Instituto Catastral del Estado de Sinaloa, que dirige Héctor Modesto Félix Carrillo; el presidente del Colegio de Valuadores del Sur de Sinaloa, a cargo del arquitecto Enrique González Guereña y la autoridad municipal, encabezada por el alcalde Carlos Felton González.
Este convenio tiene como finalidad, suponemos, corregir la enorme y criminal batea de babas que ha cometido Catastro en los últimos dos años, siempre en perjuicio de la ciudadanía, por un afán nefastamente recaudatorio.
La política de Catastro ha sido siempre la de “maten al toro”; es decir, actuar de manera discrecional, sin socializar los beneficios a que tiene derecho la ciudadanía, a efectos de seguir ejerciendo una política depredatoria.
Lo anterior sin importarles violentar la normatividad ni los derechos más elementales del ciudadano.
Utilizaron un sistema no contemplado en la ley; denominado vuelo fotogramétrico para aplicar un sistema de catastración masiva no contemplado en la Ley; y no se dignaron, los vulgo asnicos, a validarlo mediante verificación de campo; simplemente aplicaron sus criterios.
Violaron la Ley al no notificar a los ciudadanos de esas variaciones en sus variaciones.
En lugares que se han depreciado por años, como lo es el Centro de la Ciudad, donde abundan las casas de más de ochenta años, incorporaron superficies adicionales en la categoría M7, que al ser la más alta, y como si estuvieran en régimen condominal elevan el precio del metro cuadrado a 9 mil pesos.
Presentaron las construcciones antiguas como si tuvieran un año o dos.
La irresponsable batea de babas la desparramaron por toda la ciudad. En sinaloaenlinea.com y en Por La Libre Mazatlán le hemos presentado muchísimos casos de este tipo de aberraciones.
Aberraciones que, en el fondo, tratan de evadir apostándole al cansancio de la gente con trabas y alargamiento de los tiempos.
Que tratan de evadir convirtiendo a la víctima en su propio defensor de oficio, sin importarles violentar su derecho a la privacidad, solicitando que les lleven fotografías de su propiedad, incluidos interiores.
Deben de deslindarse responsabilidades, y aplicarles todo el peso de la Ley a los burócratas, servidores públicos y políticos que propiciaron este desorden, algunos con afanes recaudatorios voraces para hacerse pasar como excelentes administradores.
Esto no debe de quedar impune ni inmune.
Ahora bien. Es a Catastro a quien conviene que siga este desorden por que cobra porcentaje sobre base gravable a los ayuntamientos por la maquila; y, además de que los ayuntamientos pagan por ello, si un ciudadano requiere de una información y acude a Catastro también a él le cobran.
¿De que se trata esto, pues?.
DEMÉRITOS.- Por falta de información, por discrecionalidad, por omisión, por lo que usted guste, la inmensa mayoría de los ciudadanos desconoce los beneficios de Ley, como son los deméritos.
Se supone que Catastro, aplica un demérito inicial del cinco por ciento al cumplirse los primeros tres años de una propiedad; y luego un cinco por ciento cada cinco años. Empero eso no se refleja en los recibos.
Sin embargo, existen otros deméritos contemplados en la propia Ley: Si una casa tiene problemas de humedad o salinidad el demérito alcanza el 20 por ciento y, si en este caso se aprecian las varillas pelotas en los techos, este asciende al treinta por ciento.
Esto lo desconoce la mayoría de la población, para gusto y deleite de la chusmamafia burocrática.
Empero, si Usted lo conoce y quiere ejercer el derecho habrá de enfrentar, desde la ira, trabas y marañas de una burocracia pusilánime y ávida de hacerse tonta en sus sillones mientras les llega la opción de pensionarse o de brincar a otro cargo donde la teta sea más gorda.
Aquí no hay más que aplicar el apotegma de Kaliman: “Serenidad y paciencia, mucha paciencia”, y como decía la abuelita: No te dejes, o yo seré la que te rompa el hocico.
LA DEL ESTRIBO:- A ver quienes se cuelgan la medallita. HLP..DM