Alerta Cuén que sistema educativo público carece de condiciones físicas mínimas para fomentar el aprendizaje

0
33
IMG_8388-2.JPG

*Decenas de escuelas carecen de baños, agua potable, incluso salones y hasta electricidad. El fenómeno se agrava con la amenaza de recortes financieros anunciados por los gobiernos en rubros como la educación básica y la educación superior.

Congreso de los Diputados. Culiacán, Sinaloa.- El panorama que planteó el Diputado y Presidente de la Comisión de Educación del Congreso de Sinaloa, Héctor Melesio Cuén Ojeda, quien es también presidente del Partido Sinaloense y coordinador del Grupo Parlamentario, sobre las condiciones físicas en que operan decenas de escuelas de nivel básico es tan desastroso que incluso ni siquiera son propicias para el aprendizaje, señaló, lo que se agrava con los anuncios de los gobiernos referentes a recortes presupuestales por la dramática baja en los precios del petróleo. México y Sinaloa, sufren, sin duda.

Al revelar cifras impresionantes, donde se observa claramente el tremendo grado de abandono con que los maestros, directivos y alumnos deben de lidiar, Cuén reiteró, con un fuerte tono de voz, incluso casi como para que escuche un sistema sordo, anquilosado e insensible: entiendan, la educación no es un gasto, es una inversión.

Y es que al iniciar el período, desde primavera y ahora, con el cambio climático del planeta, las temperaturas calurosas e infernales que padecen los habitantes de Sinaloa, se ensañan especialmente con los niños, quienes aunado a que no comen bien porque debido a la crisis económica generalizada en que se encuentra el país y el desempleo galopante que existe, ya que a sus padres no les alcanza el dinero para siquiera darles frutas, verduras y una alimentación sana, lo que se traduce en desnutrición y que los infantes caigan desmayados en plenas clases ante la ingrata autoridad que simula atención, si bien se analizan las cifras de solicitudes de agua potable, energía eléctrica, subestaciones de servicio, incluso sillas o mesas para trabajar.

Y es que el Diputado Cuén pone el dedo en la llaga cuando advierte que quién puede estudiar cuando tiene hambre… ¿Quién se puede concentrar en una tarea, si no sabe si va a cenar?… Por eso en México, los habitantes de las comunidades rurales, los indígenas y las colonias que viven en la miseria se acercan a los legisladores del PAS y les dicen francamente que el hambre es canija y más quienes la aguantan. No hay trabajo y muchas escuelas no sirven.

Por eso la manifestación tajante del Diputado Cuén en el Congreso de Sinaloa, en la Máxima Tribuna, en el Honorable Poder Legislativo de la entidad, donde hasta el café y el pan que engulle el Congreso, los paga todo el pueblo y ni siquiera le dan las condiciones adecuadas a los hijos del pueblo, para que tengan mejor educación y el dinero se invierta en este rubro, porque es la única manera de salir adelante y como afirmó el Presidente y Diputado del PAS: ¡Entiendan!…