AHORA LA REFORMA EDUCATIVA HAY QUE ATERRIZARLA E INSTRUMENTARLA: CUEN OJEDA.

0
36
CUEN OJEDA.JPG

– Le estamos robando tiempo de aprendizaje a los niños.
– La propuesta del Instituto Estatal de Evaluación de la Educación, por parte del PAS, busca que sea órgano autónomo.
La reforma educativa aprobada por la Cámara de Diputados y avalada por los congresos locales, ahora, tiene el reto de ser aterrizada e instrumentarla a cabalidad, porque ya basta de andar simulando, enfatizó el diputado local Héctor Melesio Cuen Ojeda.
Expresó que con el sistema educativo actual se le está robando tiempo de aprendizaje a los niños, inventando una serie de cuestiones, como el hecho de que ahora el último viernes de cada mes se suspenden clases para hacer reuniones de consejo técnico, en vez de hacerlas después del horario de clases o en días sábado.
El presidente de la Comisión de Educación del Congreso del Estado, dijo que ha visitado poco más de cincuenta planteles y ha constatado como se requiere trabajar de manera integral para mejorar las condiciones de calidad y para ello hacen falta dos cosas: la evaluación de los maestros y la creación de infraestructura.
Por ello, abundó, en primer término es necesaria la creación del Instituto Estatal de Evaluación de la Educación como se propuso, de parte del Partido Sinaloense, el 24 de febrero, sin embargo esto no se ha dictaminado.
Dijo que en Sinaloa desde el año de 2007 existe un Instituto de Evaluación, pero este tiene en su consejo a la Sepyc y a la secretaría de Gobierno, el cual no ha servido para contar con calidad educativa; por ello, la propuesta planteada es que se cuente con autonomía técnica, y ser conformado por nueve consejeros expertos en educación, nombrados por el Congreso del Estrado y no por autoridades ejecutivas.
Indicó que es necesario buscar un nuevo modelo educativo, pero de manera integral, donde también se abata el hecho de que en el país contamos con 50 millones de pobres; y en Sinaloa, con una población de tres millones de habitantes, existen un millón de pobres y 150 mil sinaloenses en pobreza extrema.